¿QUÉ ES LA DIABETES?

La OMS (Organización Mundial De La Salud), define la diabetes como “una enfermedad crónica que aparece cuando el páncreas no secreta suficiente insulina o cuando el organismo no utiliza eficazmente la insulina que produce”. La insulina es una hormona producida por las células de Langerhans que se encuentran en el páncreas, y esta hormona es la encargada de regular los niveles de glucosa en la sangre. (OMS, 2021) Cuando la diabetes está controlada el paciente puede tener una calidad de vida al mismo nivel que un individuo sano; sin embargo cuando un paciente con diabetes no se encuentra controlado tiene como consecuencias constantes hiperglucemias, lo que luego de un tiempo trae consigo otros daños en diferentes órganos y sistemas, nervios e incluso en los vasos sanguíneos. (OMS, 2021)

¿CÓMO SE DIAGNOSTÍCA?

  • Glucemia plasmática en ayunas > 126. (García, E. G., 2019)
  • Glucemia plasmática a las 2 horas tras SOG (sobrecarga oral de la glucosa) > 200. (García, E. G., 2019)
  • HbA1c (hemoglobina glicada) > 6,5%. (García, E. G., 2019)
  • Otros síntomas comunes suelen ser la pérdida de peso, hambre insaciable, constante sensación de sed y orinar muy frecuentemente. (García, E. G., 2019)

 

¿CUÁLES SON LOS TIPOS DE DIABETES?

(Castellanos, R. B., 2021) (Barrio, R., 2020), (OMS, 2021), (Rodríguez, L. M. B., 2015)

IMPORTANCIA DE LA NUTRICIÓN EN LA DIABETES

Son importantes las modificaciones en los hábitos de vida de los pacientes, desde los hábitos de alimentación, hasta la intensidad de la actividad física realizada durante el día; ya que ambos son fundamentales para mejorar y complementar el tratamiento de la diabetes y a su vez ser medidas preventivas para evitar complicaciones causadas por la enfermedad.(Lucero, M. T., 2020) Con la alimentación podemos regular los niveles de glucosa en la sangre, al igual que controlar el perfil lipídico, así como también llevar un correcto control de peso, y disminuir síntomas que se pueden llegar a presentar. (Lucero, M. T., 2020) Para lograr esto, es importante acudir a tiempo a solicitar la orientación de un profesional en salud y nutrición, pues con el tratamiento farmacológico y un plan de alimentación adecuado a las necesidades individuales del paciente, este puede conservar su calidad de vida sin llegar a alteraciones.

 

_________________________________________________________________________________________________________

BIBLIOGRAFÍA:

  1. Castellanos, R. B. (2021, February). Avances en el tratamiento de la diabetes tipo 1 pediátrica. In Anales De Pediatria (Barcelona, Spain: 2003) (Vol. 94, No. 2, p. 65). Elsevier.
  2. Rodríguez, L. M. B., & Plata, G. E. Z. (2015). La calidad de vida percibida en pacientes diabéticos tipo 2. Investigación en enfermería: Imagen y desarrollo, 17(1), 131-148.
  3. García, E. G., & Pediátrica, E. (2019). Actualización en diabetes tipo 1. In Congreso de Actualización Pediatría (pp. 445 451).
  4. Lucero, M. T., Aquino, A. C., López, T. L., Milla, Y. C., Aliaga, D. J., & Saintila, J. (2020). Hábitos alimentarios, estado nutricional y perfil lipídico en un grupo de pacientes con diabetes tipo 2. Nutrición Clínica y Dietética Hospitalaria, 40(2), 135-142..
  5. Barrio, R., & Cartaya, L. (2020). Diabetes tipo 1 Páncreas Artificial Híbrido.
  6. Organización Mundial de la Salud. (13 de Abril de 2021). https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/diabetes